El Libro de LEVÍTICO – VAYIKRA

Shabbat, 17 Marzo 2018

1 Nisan 5778

Shabbat HaChodesh

Roh Chodesh Nisan

 VAYIKRA – Levíticos 1:1 – 5:26

Pr. Ezequiel 45:16 – 46:18

1(1) Y  el Eterno llamó a Moisés y le habló desde el Tabernáculo diciéndole. (2) “Diles a los hijos de Israel: Cuando alguno de vosotros quiera brindar una ofrenda de ganado al Eterno, la hará de vacuno o de ovino. (3) Si es vacuno, será macho sin mácula. Así lo presentará a la entrada del Tabernáculo ante el Eterno. (4) Y apoyará su mano en la cabeza del animal, que le será aceptado para la expiación. (5) Y degollará el ternero ante el Eterno, y los sacerdotes, hijos de Aarón, ofrecerán la sangre que rociarán en derredor del altar que está junto a la entrada del Tabernáculo. (6) Luego, degollará el holocausto, que trozará. (7) Y los hijos de Aarón encenderán fuego sobre el altar con la leña que habrá preparado, (8) y pondrán los trozos con la cabeza y la grasa sobre la leña que estará prendida sobre el altar. (9) Pero el sacerdote lavará con agua las entrañas y las patas y hará quemar todo lo que está en el altar. Es ofrenda ígnea, de olor grato al Eterno. (10) Y si su ofrenda es del rebaño, ya sea carnero o macho cabrío, lo traerá sin macula. (11) Y lo degollará al costado norte del altar, y los sacerdotes, hijos de Aarón rociarán su sangre en derredor del altar. (12) Y lo trozará con la cabeza y la grasa, y el sacerdote pondrá todo sobre los leños del fuego que esta sobre el altar, (13) pero lavará las entrañas y las patas con agua, y el sacerdote hará quemar todo sobre el altar. Es ofrenda ígnea, de olor grato al Eterno. (14) Y si el sacrificio es de aves, presentará tórtolas o pichones de palomas. (15) Entonces el sacerdote llevará la victima al altar, le quitará la cabeza y la quemará en el altar, dejando que la sangre corra por el costado del altar. (16) Y le sacarán el buche con sus plumas y lo arrojará al costado oriente del altar, junto al lugar de las cenizas. (17) Luego partirá el ave por entre las alas, sin separarlas del todo. Y el sacerdote hará quemar la victima sobre el altar, sobre los leños que están  sobre el fuego. Es ofrenda ígnea, de olor grato al Eterno.

2 (1) Y cuando algún alma brinde una ofrenda vegetal (minjá) al Eterno, la oblación será de harina de sémola; verterá sobre ella aceite y luego le hachará incienso. (2) Llevará la ofrenda a los sacerdotes, hijos de Aarón, y tomará un puñado de la harina mezclada con aceite de incienso, y hará quemar el sacerdote ese sahumerio en el altar para que sea ofrenda ígnea, de olor grato al Eterno. (3) Y lo que quede de la oblación será de Aarón y sus hijos, para quienes será cosa santísima entre las ofrendas ígneas al Eterno.  (4) Y si ofreces oblación cocida al horno, será de tortas de harina no leudada mezclada con aceite o de obleas sin levadura untadas con aceite. (5) Si la oblación es cocida en una sartén, será de harina sin levadura, mezclada con aceite. (6) La partirás en pedazos y derramarás sobre ellos aceite. Es ofrenda vegetal. (7) Y si se trata de una preparada en una olla, será de harina con aceite. (8) Y presentarás al Eterno las oblaciones hechas con tales cosas. Las llevarás al sacerdote que acercará la ofrenda al altar. (9) Y el sacerdote hará quemar una parte de ella sobre el altar. Es ofrenda ígnea de olor grato al Eterno. (10)  Y lo que sobre de la ofrenda será para Aarón y sus hijos: es cosa santísima de las ofrendas ígneas que se brindan al Eterno. (11) Toda ofrenda que hagáis al Eterno será sin levadura porque no haréis quemar nada con levadura ni con miel en las ofrendas ígneas al Eterno. (12) Sólo podréis ofrecer eso como ofrenda de primicias (primeros frutos) pero no subirán al altar para olor grato al Eterno. (13) Y a toda ofrenda tuya le echarás sal, que no falte de tu oblación la sal del Pacto de tu Dios. (14) Y si ofreces una oblación de primicias (bicurim) al Eterno, presentarás la espiga madura tostada por el fuego y harás una pasta. (15) Verterás aceite sobre ella y luego le pondrás incienso de especias. Es ofrenda vegetal. (16) Y el sacerdote hará quemar una parte de la pasta con aceite y el incienso. Es ofrenda ígnea al Eterno.

3 (1) Y si brinda una ofrenda Pacífica (zévaj shelamin), en caso de que fuera de vacuno, ya sea macho o hembra, la ofrecerá sin mácula ante el Eterno. (2) Y apoyará su mano en la cabeza de la víctima y la degollará a la entrada del Tabernáculo; y los sacerdotes, hijos de Aarón, rociarán la sangre en derredor del altar. (3) Y del sacrificio pacifico presentará una ofrenda ígnea al Eterno: la grasa que cubre las entrañas. (4) Y sacará los dos riñones, la grasa que los cubre y la que está sobre los lomos, junto con el redaño que está sobre el hígado. (5) Y los hijos de Aarón harán quemar todo eso sobre el altar del holocausto, es decir, sobre los leños que están sobre el fuego. Será ofrenda ígnea, de olor grato al Eterno. (6) Y si su ofrenda de paz es del rebaño, ya sea de macho o de hembra, la dará sin mácula. (7) Si es un carnero, lo ofrecerá al Eterno. (8) Y apoyará su mano en la cabeza de su víctima y la degollará  en el Tabernáculo. Y los hijos de Aarón rociarán la sangre en derredor del altar. (9) Y brindará al Eterno como ofrenda  ígnea la grasa, la cola entera la sacará del espinazo y toda la grasa que cubre las entrañas del sacrificio pacifico. (10) Y sacará los dos riñones, la grasa que los cubre y la que está sobre los lomos junto con el redaño que está sobre el hígado. (11) Y el sacerdote hará todo eso en el altar. Es ofrenda ígnea al Eterno. (12) Y si ofrece una cabra, la presentará al Eterno. (13) Apoyará su mano en la cabeza de la víctima y al degollará delante del Tabernáculo, y los hijos de Aarón rociarán la sangre en torno del altar. (14) Y brindará al Eterno por ofrenda ígnea la grasa que cubre las entrañas. (15) Y quitará los dos riñones, la grasa que cubre y la que está sobre los lomos, junto con el redaño que esta sobre el hígado. (16) Y el sacerdote hará quemar eso sobre el altar. Será ofrenda ígnea de olor grato al Eterno. (17) Y será ley perpetua para vuestras generaciones en todas vuestras moradas: no comeréis grasa ni sangre”.

4(1) Y le dijo el Eterno a Moisés: (2) “Diles a los hijos de Israel: Si algún alma peca por error contra cualquiera de los mandamientos del Eterno concernientes a lo que no debe hacerse, (3) en caso de que el que pecó fuera sacerdote ungido, haciendo así culpable al pueblo, ofrecerá al Eterno por su pecado un novillo sin defecto como sacrificio expiatorio (Jatat). (4) Y traerá el novillo a la entrada del Tabernáculo ante el Eterno y apoyará su mano en la cabeza de la víctima y la degollará ante el Eterno. (5) Y el sacerdote ungido tomará la sangre del novillo y la llevará al Tabernáculo, (6) mojará un dedo en la sangre y hará siete aspersiones ante el Eterno hacia el velo del santuario. (7) Y el sacerdote verterá también la sangre sobre los cuernos del altar del incienso ante el Eterno y derramará toda la sangre del novillo en la base del altar de los holocaustos que está a la entrada del Tabernáculo. (8) Y sacará la grasa del novillo para el sacrificio expiatorio. Sacará toda la grasa que cubre las entrañas. (9) Y extraerá los dos riñones, la grasa que los cubre y la que está sobre los lomos, junto con el redaño que está sobre el hígado, (10) tal como se hace con el animal de los sacrificios de paz, y el sacerdote hará quemar eso sobre el altar de los holocaustos. (11) Y llevará el cuero del novillo, su carne, la cabeza, las patas, las entrañas y los excrementos (12) fuera del campamento a un lugar limpio donde se arrojan las cenizas, y quemará todo con leña encendida. Lo quemará en el lugar donde se arrojan las cenizas. (13) Y si la congregación completa de Israel entera peca por error y ello pasa inadvertido a los ojos de la comunidad, en relación con cosas que no deben hacerse, incurriendo así en culpa, (14) apenas se tenga conocimiento del pecado, la congregación ofrecerá por él un novillo expiatorio y lo traerá al Tabernáculo. (15) Y los ancianos de la comunidad apoyarán sus manos en la cabeza del novillo ante el Eterno y el animal será degollado ante Él. (16) Y el sacerdote ungido presentará la sangre del novillo en el Tabernáculo, (17) y mojará su dedo en ella y la rociará siete veces ante el Eterno delante del velo. (18) Y untará con la sangre los cuernos del altar que está ante el Eterno en el Tabernáculo y la derramará además al pie del altar de los holocaustos que están a la entrada del Tabernáculo. (19) Sacarás la sangre y harás que sea quemada sobre el altar. (20) Y hará con el novillo lo que se hace con el novillo expiatorio y entonces el pecado le será perdonado. (21) Y sacará el novillo fuera del campamento y lo quemará como quemó el primer novillo. Es ofrenda expiatoria por la congregación. (22) Cuando un jefe de tribu (o gobernante) peca por error contra alguno de los mandamientos del Eterno, su Dios, en relación con las cosas que no deben hacerse, incurriendo así en culpa, (23) apenas se le haga saber el pecado que cometió, brindará como ofrenda expiatoria un macho cabrío sin defecto, (24) y apoyará su mano en la cabeza de la víctima y la degollará en el lugar en que se realizan los holocaustos ante el Eterno. Es ofrenda expiatoria. (25) Y el sacerdote mojará su dedo en la sangre y salpicará los cuernos del altar y verterá la sangre en la base del altar del holocausto. (26) Y hará quemar toda la grasa sobre el altar, como se hace con la grasa del sacrificio pacífico. De tal modo que el sacerdote expiará por él su pecado que entonces le será perdonado. (27) Y si un alma cualquiera del pueblo peca por error haciendo algo que el Eterno prohibió hacer e incurriendo así en culpa, (28) apenas se le haga saber el pecado cometido, deberá ofrecer una cabra sin mácula como expiación. (29) Entonces apoyará su mano sobre la cabeza de la víctima propiciatoria y la degollará en el lugar donde se ofrece los holocaustos. (30) El sacerdote luego mojará su dedo en la sangre y salpicará con ella los cuernos del altar de los holocaustos y derramará toda la sangre en la base del altar. (31) Después, como en el sacrificio pacífico, quemará toda la grasa en el altar pues su olor será grato al Eterno. De tal modo que el sacerdote expiará un cordero, traerá una hembra sin defecto. (33) Apoyará su mano en la cabeza de la cordera y la degollará como ofrenda en el lugar donde se ofrecen los holocaustos. (34) El sacerdote luego mojará su dedo en la sangre y salpicará con ella los cuernos del altar de los holocaustos y derramará toda la sangre en la base del altar. (35) Después, como en el sacrificio pacífico, quemará toda la grasa en el altar pues el olor será grato al Eterno. De tal manera que el sacerdote expiará por él su pecado que entonces le será perdonado.

5(1) Y cuando un alma jura dando un testimonio falso (en un juicio o querella), omitiendo declarar algo que hubiera visto como testigo o supiera, cargará su pecado. (2) Y si un alma toca alguna cosa impura, ya sea de un animal impuro, ya sea cadáver de un animal impuro o bestia impura, o el cadáver de reptil impuro, haciéndolo inadvertidamente, será considerado impuro y culpable. (3) Y si toca impureza humana, cualquiera que sea, haciéndolo inadvertidamente, cuando llegue a saberlo, se tendrá por culpable. (4) Y cuando jura vanamente hacer bien o mal alguna cosa que suele jurarse hacer inconsideradamente, (5) y confesa ese pecado (o cualquiera de los pecados descritos en los tres versículos anteriores),  (6) ofrecerá sacrificio expiatorio al Eterno consistente en una hembra del rebaño, ya sea cordera o una cabra joven y el sacerdote expiará por él su pecado. (7) Más si no puede traer un animal del rebaño, traerá para expiar su pecado dos tórtolas o dos pichones de paloma al Eterno,  y otra como sacrificio expiatorio y otra como holocausto. (8) Y traerá las aves al sacerdote, que ofrecerá primero el sacrificio expiatorio. Para ello le retorcerá el pescuezo a la víctima sin separarlo del resto del cuerpo, (9) y rociará la sangre de la ofrenda expiatoria a un costado del altar, dejando que el resto fluya al pie de él. Es sacrificio de expiación. (10) Y ofrecerá la segunda ave como holocausto según lo prescripto. De tal modo que el sacerdote expiará por el pecado cometido, que entonces será perdonado al pecador. (11) Pero si no puede traer ni dos tórtolas ni dos pichones de palomas traerá para la expiación la décima parte de una efá de harina. No le echará aceite ni le pondrá incienso porque es ofrenda ígnea al Eterno. Es ofrenda expiatoria. (12) Traerá la harina (de sémola) al sacerdote y éste tomará un puñado que hará quemar en el altar, a la manera de las ofrendas ígneas al Eterno. Es ofrenda expiatoria. (13) De tal modo que el sacerdote hará expiación por el pecador que quedará perdonado, y el sobrante de la harina será para el sacerdote como oblación. (14) Y le dijo el Eterno a Moisés: (15) “Si un alma comete un pecado por error con relación a las cosas santas del Eterno, traerá como ofrenda un carnero sin defecto del rebaño y lo valuará en siglos sagrados de plata, como ofrenda de culpa (asham). (16) Y pagará por lo defraudado  en cosa santa agregándole un quinto y lo dará al sacerdote quien hará expiación por el pecador con el carnero de la ofrenda de culpa y el pecado quedará perdonado. (17) Y si un alma peca haciendo cualquiera de las cosas que no deben hacerse según los mandamientos del Eterno y que no sepa que es culpable de transgresión, responderá por su iniquidad. (18) Traerá entonces al sacerdote un carnero sin mácula del rebaño con tu valuación como ofrenda de culpa, el cual hará expiación respecto del pecado cometido por error y de tal modo, el pecador quedará perdonado. (19) Es ofrenda de culpa que corresponde por ser su autor responsable de ella ante el Eterno”.

(20) Y le dijo el Eterno a Moisés: (21) “Si un alma peca contra el Eterno negando a su prójimo lo depositado o lo confiado en su mano, o robándole o perjudicándolo en algo; (22) o si halla cosa perdida y lo niega o jura en falso respecto de las iniquidades en que incurrió, (23) asumirá su responsabilidad devolviendo lo robado, indemnizando por los perjuicios ocasionados, restituyendo lo que le fue confiado o devolviendo el objeto encontrado, (24) o desdiciéndose de lo jurado en vano, y pagará al perjudicado su capital (afectado) agregándole un quinto. A quien pertenezca tal cosa, se le dará tal indemnización el día de la ofrenda por el pecado cometido. (25) y para el sacrificio de culpa, traerá el pecador al Eterno un carnero sin defecto con tu valuación, al sacerdote. (26) y el sacerdote hará expiación por él ante el Eterno. De modo que se perdonará al pecador cualquiera de tales transgresiones en que haya incurrido”.

 

Ezequiel 45:16 – 46:18

45(16) Todo el pueblo de la tierra dará esta ofrenda alzada al príncipe en Israel. (17) Y será obligación del príncipe dar holocausto y la ofrenda vegetal y las libaciones en las fiestas, en los nuvilunios y en los sábados, en todas las fiestas solemnes de la casa de Israel.

(18) Así dice el Dios el Eterno: En el primer mes, el día primero del mes, tomarás un. novillo joven sin defecto, harás la expiación y purificas el santuario. (19) Y el sacerdote tomará la sangre de la ofrenda expiatoria y la pondrá sobre las jambas de las puertas de la Casa, sobre las cuatro esquinas del descanso del altar y sobre las jambas de la puerta del atrio interior. (20) Y así harás al día séptimo del mes por cada uno que peque involuntariamente y por los simples. Así haréis expiación por la Casa. (21) Y en el primer mes, al día catorce del mes, tendréis la Pascua, fiesta de siete días. Se comerá pan sin levadura. (22) Y ese día, el príncipe se preparará para él y para todo el pueblo de la tierra un novillo como ofrenda por el pecado. (23) Y los siete días de las fiestas ofrecerá como holocausto al Eterno siete novillos y siete carneros sin defecto, por cada días de los siete días y como ofrenda por el pecado, un macho cabrío cada día. (24) Y como ofrenda vegetal ofrecerá una era de harina por cada novillo, una era por cada carnero y un hincha de aceite por cada efa. (25) En el séptimo, al día quince del mes, en la fiesta de las Cabañas (Sucot), hará lo mismo durante los siete días, ofrenda expiatoria como el holocausto y la ofrenda vegetal como la del aceite.

46(1) Así dice Dios el Eterno: La puerta del atrio interior que mira hacia el oriente estará cerrada durante los seis días de trabajo pero será abierta en el día sábado y también se abrirá en el día del novilunio. (2) Y el príncipe entrará por el pórtico de la puerta de afuera y se estará junto a las jambas de la puerta; los sacerdotes prepararán su holocausto, sus ofrendas pacíficas y él adorará en el umbral de la puerta y luego saldrá pero la puerta no será cerrada hasta el atardecer. (3) Del mismo modo, el pueblo de la tierra adorará a la entrada de aquella puerta ante el Eterno en los sábados y los novilunios. (4) Y el holocausto que el príncipe al Eterno en el día sábado será de seis corderos sin defecto y un carnero sin defecto. (5) Y la ofrenda vegetal será de una era de flor de harina para el carnero y para los corderos lo que él pueda y un hin de aceite por esa. (6) Y en el día del novilunio será un novillo joven sin defecto, seis corderos y un carnero. Sin defecto será. (7) Y la ofrenda que brindará será de una era de flor de harina para el novillo y una era para el carnero; en lo que concierne a los corderos, ofrecerá lo que pueda y un hin de aceite por esa. (8) Y cuando entre el príncipe, lo hará por la entrada de la puerta y saldrá por allí. (9) Pero cuando el pueblo de la tierra venga ante el Eterno en las ocasiones prescritas, el que entre por la puerta del norte para adorar, saldrá por la puerta del sur, y el que entre por la puerta del sur, saldrá por la puerta del norte. No volverá por la puerta por la cual entró sino que avanzará siempre adelante. (10) Y cuando ellos entren, el príncipe irá en medio de ellos y cuando avancen, avanzarán todos juntos. (11) En las festividades y en las demás ocasiones prescriptas, la ofrenda será de una era por cada novillo y un era por cada carnero; por los corderos, ofrecerá lo que pueda dar y un hin de aceite por efa. (12) Y cuando el príncipe haga una ofrenda voluntaria al Eterno, se le abrirá la puerta que mira hacia el oriente y ofrecerá su holocausto, su sacrificio pacífico como lo hace en el día sábado. Luego saldrá y se cerrará la puerta después de que haya salido. (13) Y prepararás un cordero del primer año sin defecto para el holocausto al Eterno diariamente. Todas las mañanas lo prepararás. (14) Y presentarás con él cada mañana como ofrenda vegetal la sexta parte de un efa de flor de harina. Esa será la ofrenda vegetal al Eterno continuamente por ley perpetua. (15) Así presentará el cordero, la ofrenda vegetal y ella aceite cada mañana como holocausto perpetuo. (16) Así dice Dios el Eterno. “Si el príncipe da un obsequio a cualquiera de sus hijos, es su herencia. A sus hijos pertenecerá; es su posesión por herencia.

(17) Pero si da un presente a uno de sus siervos de su heredad, será suyo el día de su libertad y luego retornará al príncipe, pero en cuanto a su herencia, será para sus hijos. (18) Además, el príncipe no tomará de la herencia del pueblo, desposeyéndola indebidamente. Dará herencia a sus hijos de sus propias posesiones para que ninguno de Mi pueblo sea privado de su posesión”.

LA BIBLIA

HEBREO – ESPAÑOL

Versión Castellana

Conforme a la tradición judía

Por Moisés Katznelson

REFLEXIÓN:

Cuando estaba el Beit HaMikdash, el Templo Sagrado de Jerusalem, y estaban los Sacerdotes ungidos, se podía ir a ofrecer ofrendas voluntarias, pacificas (zévaj shelamin), de paz, y “si por error se cometía pecado”,…tenías que llevar una ofrenda para el perdón de los pecados.

La persona que había cometido pecado, ponía sus manos sobre la victima (carnero u otro animal que esta especificado), en tanto que el sacerdote ungido, degollaba al animal.

Qué triste debe de haber sido para el hombre, ver morir el animal por su causa, así quizá sentiría gran arrepentimiento y no volvería a pecar.

En tanto otras culturas sacrificaban sus hijos a sus dioses, cosa abominable ante los ojos del Eterno. Israel, sacrificaba animales por expiación de sus pecados.

Comparto algunas interrogantes:

¿Qué dijo el Eterno a Moisés? 

1(1) Y  el Eterno llamó a Moisés y le habló desde el Tabernáculo diciéndole. (2) “Diles a los hijos de Israel: Cuando alguno de vosotros quiera brindar una ofrenda de ganado al Eterno, la hará de vacuno o de ovino. (3) Si es vacuno, será macho sin mácula. Así lo presentará a la entrada del Tabernáculo ante el Eterno. (4) Y apoyará su mano en la cabeza del animal, que le será aceptado para la expiación.

¿Qué se  colocaba a la ofrenda?

2(13) Y a toda ofrenda tuya le echarás sal, que no falte de tu oblación la sal del Pacto de tu Dios.

¿Qué es lo que se nos demanda y es Ley perpetua!

 3 (17)Y será ley perpetua para vuestras generaciones en todas vuestras moradas: no comeréis grasa ni sangre”.

¿Qué sucede cuando el sacerdote ungido comete pecado? ¿Qué le pasa con el pueblo?

4(1) Y le dijo el Eterno a Moisés: (…) (3) en caso de que el que pecó fuera sacerdote ungido, haciendo así culpable al pueblo, ofrecerá al Eterno por su pecado un novillo sin defecto como sacrificio expiatorio (Jatat).

¿Qué hacer si toda la Nación de Israel comete pecado? 

4(13) Y si la congregación completa de Israel entera peca por error y ello pasa inadvertido a los ojos de la comunidad, en relación con cosas que no deben hacerse, incurriendo así en culpa, (14) apenas se tenga conocimiento del pecado, la congregación ofrecerá por él un novillo expiatorio y lo traerá al Tabernáculo. (15) Y los ancianos de la comunidad apoyarán sus manos en la cabeza del novillo ante el Eterno y el animal será degollado ante Él.

 ¿Quienes serían los ancianos, ahora? ¿Los Rabinos? 

¿Cuándo el gobernante comete pecado? ¿Quien intercede por él? 

4(22) Cuando un jefe de tribu (o gobernante) peca por error contra alguno de los mandamientos del Eterno, su Dios, en relación con las cosas que no deben hacerse, incurriendo así en culpa, (23) apenas se le haga saber el pecado que cometió, brindará como ofrenda expiatoria un macho cabrío sin defecto, (24) y apoyará su mano en la cabeza de la víctima y la degollará en el lugar en que se realizan los holocaustos ante el Eterno. Es ofrenda expiatoria. (25) Y el sacerdote mojará su dedo en la sangre y salpicará los cuernos del altar y verterá la sangre en la base del altar del holocausto. (26) Y hará quemar toda la grasa sobre el altar, como se hace con la grasa del sacrificio pacífico. De tal modo que el sacerdote expiará por él su pecado que entonces le será perdonado.

¿Qué pasa con una persona que da falso testimonio?

5(1) Y cuando un alma jura dando un testimonio falso (en un juicio o querella), omitiendo declarar algo que hubiera visto como testigo o supiera, cargará su pecado.

¿Acaso  no hay forma en la cual la persona que dio falso testimonio pueda ser perdonada? ¡Ay! de los que dan falso testimonio, dañando la moral, la integridad  de su prójimo!

¿Qué pasa con el que jura en vano?

5 (4) Y cuando jura vanamente hacer bien o mal alguna cosa que suele jurarse hacer inconsideradamente, (5) y confesa ese pecado (o cualquiera de los pecados descritos en los tres versículos anteriores),  (6) ofrecerá sacrificio expiatorio al Eterno consistente en una hembra del rebaño, ya sea cordera o una cabra joven y el sacerdote expiará por él su pecado.

¿Qué pasa con el que comete pecado contra el Eterno, robando y perjudicando a tu prójimo?

5 (20) Y le dijo el Eterno a Moisés: (21) “Si un alma peca contra el Eterno negando a su prójimo lo depositado o lo confiado en su mano, o robándole o perjudicándolo en algo; (22) o si halla cosa perdida y lo niega o jura en falso respecto de las iniquidades en que incurrió, (23) asumirá su responsabilidad devolviendo lo robado, indemnizando por los perjuicios ocasionados, restituyendo lo que le fue confiado o devolviendo el objeto encontrado, (24) o desdiciéndose de lo jurado en vano, y pagará al perjudicado su capital (afectado) agregándole un quinto. A quien pertenezca tal cosa, se le dará tal indemnización el día de la ofrenda por el pecado cometido. (25) y para el sacrificio de culpa, traerá el pecador al Eterno un carnero sin defecto con tu valuación, al sacerdote. (26) y el sacerdote hará expiación por él ante el Eterno. De modo que se perdonará

Ezequiel 45:16 – 46:18

¿Todo el pueblo de la tierra? ¿Qué dijo? ¿De Sábado en Sábado ó de domingo en domingo? ¿Cuáles son las Fiestas Solemnes?

45(16) Todo el pueblo de la tierra dará esta ofrenda alzada al príncipe en Israel. (17) Y será obligación del príncipe dar holocausto y la ofrenda vegetal y las libaciones en las fiestas, en los nuvilunios y en los sábados, en todas las fiestas solemnes de la casa de Israel.

(21) Y en el primer mes, al día catorce del mes, tendréis la Pascua, fiesta de siete días. Se comerá pan sin levadura.

(25) En el séptimo, al día quince del mes, en la fiesta de las Cabañas (Sucot), hará lo mismo durante los siete días, ofrenda expiatoria como el holocausto y la ofrenda vegetal como la del aceite.

46(1) Así dice Dios el Eterno: La puerta del atrio interior que mira hacia el oriente estará cerrada durante los seis días de trabajo pero será abierta en el día sábado y también se abrirá en el día del novilunio. (2) Y el príncipe entrará por el pórtico de la puerta de afuera y se estará junto a las jambas de la puerta; los sacerdotes prepararán su holocausto, sus ofrendas pacíficas y él adorará en el umbral de la puerta y luego saldrá pero la puerta no será cerrada hasta el atardecer.

¿El pueblo de la  tierra? ¿Cuáles son las ocasiones prescritas? ¿El príncipe ira en medio de ellos?

(9) Pero cuando el pueblo de la tierra venga ante el Eterno en las ocasiones prescritas, el que entre por la puerta del norte para adorar, saldrá por la puerta del sur, y el que entre por la puerta del sur, saldrá por la puerta del norte. No volverá por la puerta por la cual entró sino que avanzará siempre adelante. (10) Y cuando ellos entren, el príncipe irá en medio de ellos y cuando avancen, avanzarán todos juntos.

Fuente del Nombre del Sagrado Templo:

http://www.templeinstitute.org/institutodeltemplo/donar.htm

ISAÍAS 66

(1) Así dice el Eterno; El cielo es Mi trono y al tierra es el estrado de mis pies. ¿Dónde está la casa que Me podrás construir?¿Dónde está el lugar que podría ser Mi lugar de descanso?(…)

(23) Y acontecerá que de una luna nueva a otra y de un sábado a otro, toda criatura vendrá a reverenciarme, dice el Eterno.

https://ritasibbick.com/2018/03/09/isaias-66-2/

Fuente de la foto:

https://www.tlv-edu.gov.il/sites/Meron/Pages/parashat%20vayikra.aspx

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s