Mishpatim(Éxodo 21-24)

sabiduria-para-la-vida-290x150

Haremos y escucharemos

El final de esta parashá contiene la famosa declaración de lealtad a la Torá que hizo el pueblo judío: “Todo lo que Hashem ha dicho, naasé venishmá ‘haremos y escucharemos’ (Shemot 24:7). En respuesta a esta declaración, Hashem comparó al pueblo judío con los ángeles, preguntando: “¿Quién les reveló a Mis hijos esta expresión secreta, usada sólo por los ángeles celestiales?” (Shabat 88a).

Cuando Dios les ofreció la Torá a las naciones no judías, la respuesta fue bastante diferente. El Midrash (Sifrí, Devarim 343) dice:

Cuando Dios quiso entregar la Torá, se reveló no sólo al pueblo judío, sino también a todas las otras naciones del mundo.

Primero Dios fue donde los hijos de Esav (…)

Luego Dios fue donde los hijos de (…)

Luego Dios fue donde los hijos de (…)

No hubo nación a la que Hashem no se acercara, golpeando a la puerta, por así decir, y preguntando si estaría dispuesta a aceptar la Torá. Finalmente, después de haber sido rechazado por todas las demás naciones, Hashem se acercó a la nación de Israel, quien dijo: “Naasé venishmá, ‘haremos y escucharemos’ (Shemot 24:7).

Para leer el artículo completo:

http://www.aishlatino.com/tp/s/sabiduria-para-la-vida/Haremos-y-escucharemos.html