Salvemos a los plestinos del Apartheid! / Let’s save the Palestinians of Apartheid!

 La nueva ley priva a los palestinos, su derecho a la educación gratuita, la asistencia médica y los documentos de viaje, y les niega el trabajo en instituciones estatales. 

Nadie prestará atención a la miseria de los palestinos. Los principales medios de comunicación de todo el mundo apenas cubrirán las noticias de la polémica ley  o el desplazamiento de miles de familias palestinas.

Los líderes palestinos,  no se preocupan por la difícil situación de su propio pueblo. Están demasiado ocupados incitando a los palestinos contra Israel y Trump.

¿En que país se aplican estas leyes contra los palestinos? 

¡En Iraq!

Iraq, acaba de unirse a la larga lista de países árabes que practican desvergonzadamente el Apartheid contra los palestinos.

¿Dónde esta la ONU?

Veamos si en la “Agencia  de la ONU para los refugiados palestinos”, existe algún llamado para  poner fin al Apartheid que los países Árabe practican contra los palestinos?

¡No existe!

¿Dónde esta el “Derecho al Trabajo”?

Convención sobre el Estatuto de los Refugiados de las Naciones Unidas de 1951

“¿Acaso se quedo solo en el papel?”

Arab Apartheid Targets Palestinians – Iraq

  • Palestinians say that what they are facing in Iraq is “ethnic cleansing.” The new Iraqi law deprives Palestinians living in Iraq of their right to free education, healthcare and to travel documents, and denies them work in state institutions.
  • No one will pay any attention to the misery of the Palestinians in any Arab country. Major media outlets around the world will barely cover the news of the controversial Iraqi law or the displacement of thousands of Palestinian families in Iraq. Journalists are too busy chasing a handful of Palestinian stone-throwers near Ramallah. A Palestinian girl who punched an Israeli soldier in the face draws more media interest than Arab apartheid against the Palestinians.
  • Palestinian leaders, meanwhile care nothing about the plight of their own people in Arab countries. They are much too busy inciting Palestinians against Israel and Trump to pay such a paltry issue any mind at all.

Iraq has just joined the long list of Arab countries that shamelessly practice apartheid against Palestinians. The number of Arab countries that apply discriminatory measures against Palestinians while pretending to support the Palestinian cause is breathtaking. Arab hypocrisy is once again on display, but who who is looking?

The international media — and even the Palestinians — are so preoccupied with US President Donald Trump’s announcement on Jerusalem that the plight of Palestinians in Arab countries is dead news. This apathy allows Arab governments to continue with their anti-Palestinian policies because they know that no one in the international community cares — the United Nations is too busy condemning Israel to do much else.

So what is the story with the Palestinians in Iraq? Earlier this week, it was revealed that the Iraqi government has approved a new law that effectively abolishes the rights given to Palestinians living there. The new law changes the status of Palestinians from nationals to foreigners.

To read the full article:

El apartheid árabe se dirige a los palestinos

  • Los palestinos dicen que lo que enfrentan en Iraq es la “limpieza étnica”. La nueva ley iraquí priva a los palestinos que viven en Iraq de su derecho a la educación gratuita, la asistencia médica y los documentos de viaje, y les niega el trabajo en instituciones estatales. Nadie prestará atención a la miseria de los palestinos en ningún país árabe. Los principales medios de comunicación de todo el mundo apenas cubrirán las noticias de la polémica ley iraquí o el desplazamiento de miles de familias palestinas en Iraq. Los periodistas están demasiado ocupados persiguiendo a un puñado de lanzadores de piedras palestinos cerca de Ramallah. Una niña palestina que golpeó a un soldado israelí en la cara atrae más interés de los medios que el apartheid árabe contra los palestinos.Los líderes palestinos, mientras tanto, no se preocupan por la difícil situación de su propio pueblo en los países árabes. Están demasiado ocupados incitando a los palestinos contra Israel y Trump a no pensar en nada tan insignificante.

Iraq acaba de unirse a la larga lista de países árabes que practican desvergonzadamente el apartheid contra los palestinos. El número de países árabes que aplican medidas discriminatorias contra los palestinos mientras fingen apoyar la causa palestina es impresionante. La hipocresía árabe está de nuevo en exhibición, pero ¿quién está mirando?

Los medios internacionales, e incluso los palestinos, están tan preocupados con el anuncio del presidente estadounidense Donald Trump sobre Jerusalén de que la difícil situación de los palestinos en los países árabes es una noticia muerta. Esta apatía permite a los gobiernos árabes continuar con sus políticas antipalestinas porque saben que a nadie en la comunidad internacional le importa, las Naciones Unidas están demasiado ocupadas condenando a Israel a hacer mucho más.

Entonces, ¿cuál es la historia con los palestinos en Iraq? A principios de esta semana, se reveló que el gobierno iraquí ha aprobado una nueva ley que efectivamente deroga los derechos otorgados a los palestinos que viven allí. La nueva ley cambia el estatus de los palestinos de nacionales a extranjeros.

Bajo Saddam Hussein, el ex dictador iraquí, los palestinos disfrutaron de muchos privilegios. Hasta 2003, había alrededor de 40,000 palestinos viviendo en Iraq. Desde el derrocamiento del régimen de Saddam, la población palestina se ha reducido a 7.000.

Miles de palestinos han huido de Iraq después de ser blanco de varias milicias beligerantes en ese país debido a su apoyo a Saddam Hussein. Los palestinos dicen que lo que enfrentan en Iraq es la “limpieza étnica”.

Las condiciones de los palestinos en Iraq están por ir de mal en peor. La nueva ley, que fue ratificada por el presidente iraquí Fuad Masum, priva a los palestinos que viven en Iraq de su derecho a la educación gratuita, a la asistencia médica ya documentos de viaje, y les niega el trabajo en instituciones estatales. La nueva ley, llamada el número 76 de 2017, revoca los derechos y privilegios otorgados a los palestinos bajo Saddam Hussein. La ley entró en vigor recientemente después de su publicación en la Gaceta Oficial Iraquí No. 4466.

“En lugar de proteger a los refugiados palestinos de las violaciones diarias y mejorar sus condiciones de vida y humanitarias, el gobierno iraquí está tomando decisiones que tendrán un impacto catastrófico en la vida de estos refugiados”, dijo el Monitor de Derechos Humanos Euromediterráneo.

“El hostigamiento recurrente y las restricciones impuestas a los refugiados palestinos en los últimos años han obligado a la mayoría de ellos a recurrir nuevamente a otros países como Canadá, Chile, Brasil y otros países europeos. Debido a estas violaciones, solo alrededor de 7.000 de los 40.000 refugiados palestinos están ahora reside en Iraq. Es una pena que se ponga fin a eso “.

La ley significa, simplemente, que los palestinos preferirían vivir en Canadá o Brasil o en cualquier país europeo que vivir en un país árabe. Tienen más derechos en países no árabes que en los árabes. En el primero, al menos pueden comprar propiedades y disfrutar de asistencia sanitaria y beneficios sociales. Los palestinos incluso pueden solicitar la ciudadanía en países no árabes y recibirla. Pero no en países como Irak, Egipto, Líbano, Túnez, Arabia Saudita y Kuwait. Es más fácil para un palestino obtener la ciudadanía canadiense o estadounidense que obtener uno de la mayoría de los países árabes.

En una nota de extrema ironía, es la Liga Árabe la que ha aconsejado a sus miembros no darles la ciudadanía palestina. La excusa: Al otorgarles a los palestinos la ciudadanía de los países árabes, les niegas el “derecho de retorno” a sus antiguas casas en Israel. Entonces, los países árabes quieren que los palestinos permanezcan refugiados para siempre mintiéndoles y diciéndoles: un día regresarán a sus antiguos pueblos y ciudades (muchos de los cuales ni siquiera existen) dentro de Israel.

Tomemos, por ejemplo, el caso de Amal Saker, una mujer palestina que se mudó con su familia a Irak en 1976. Aunque está casada con un ciudadano iraquí, y aunque a sus hijos se les ha otorgado la ciudadanía iraquí, ella misma no recibió iraquíes. ciudadanía. Ella dice que la nueva ley ahora le prohibirá obtener un documento de viaje para visitar a sus familiares fuera de Iraq. Ella y muchos palestinos están convencidos de que el momento de la nueva ley, que coincidió con el anuncio de Trump sobre Jerusalén, no es una coincidencia. Creen que la nueva ley iraquí es parte de la supuesta “solución definitiva” de Trump para el conflicto árabe-israelí, que están convencidos de que está destinado a “liquidar” la causa palestina y privar a los palestinos del “derecho de retorno”.

Los palestinos, en otras palabras, están promoviendo una teoría de conspiración según la cual algunos países árabes como Irak, Arabia Saudita y Egipto están en connivencia con la administración Trump para imponer una solución que es completamente inaceptable e incluso perjudicial para los palestinos.

Los palestinos están “horrorizados” por la nueva ley iraquí, y algunos han empezado a realizar una campaña para presionar al gobierno iraquí para que retroceda. Pero los palestinos también son conscientes de que no van a ganar esta campaña, porque no van a ganarse la simpatía de la comunidad internacional. ¿Por qué? Porque el nombre del país que aprobó esta ley de apartheid es Iraq y no Israel.

Jawad Obeidat, presidente del Sindicato de Abogados Palestinos, explicó que la nueva ley iraquí tendrá “graves repercusiones” sobre las condiciones y el futuro de los palestinos que viven en Iraq. “Los palestinos ahora se verán privados de la mayoría de sus derechos básicos”, dijo Obeidat.

Agregó que los abogados palestinos estarán trabajando con sus colegas iraquíes para presionar al gobierno iraquí para que rescinda la nueva ley. Obeidat hizo un llamamiento a la Liga Árabe para que intervenga ante las autoridades iraquíes a fin de rescindir la ley y detener la “injusticia” contra los palestinos en Iraq.

“La ley iraquí es inaceptable e inhumana”, declaró Tayseer Khaled, alto funcionario de la OLP. Señaló que las autoridades iraquíes no han brindado protección a los palestinos que viven en Iraq y que por eso se convirtieron en presa fácil de varias milicias que provocaron que muchos de ellos huyeran del país durante los últimos 15 años. Khaled señaló que muchas familias palestinas se vieron obligadas a vivir en improvisados campamentos de refugiados temporales a lo largo de las fronteras de Siria y Jordania después de ser expulsadas de sus hogares. “Pedimos a las autoridades iraquíes que traten a los palestinos humanamente”, dijo.

Los líderes iraquíes, sin embargo, pueden darse el lujo de sentarse y relajarse frente a los llamamientos y condenas palestinos. Nadie va a prestar atención a la miseria de los palestinos en ningún país árabe. Los principales medios de comunicación de todo el mundo apenas cubrirán las noticias de la polémica ley iraquí o el desplazamiento de miles de familias palestinas en Iraq. Los periodistas están demasiado ocupados persiguiendo a un puñado de lanzadores de piedras palestinos cerca de Ramallah. Una niña palestina que golpeó a un soldado israelí en la cara atrae más interés de los medios que el apartheid árabe contra los palestinos. Una protesta de 35 palestinos en la Ciudad Vieja de Jerusalén contra Trump e Israel atrae a más fotógrafos y reporteros que una historia sobre el apartheid árabe endémico y la discriminación contra los palestinos.

La hipocresía de los países árabes está en pleno apogeo. Mientras pretenden mostrar solidaridad con sus hermanos palestinos, los gobiernos árabes trabajan incansablemente para limpiarlos étnicamente. Los líderes palestinos, mientras tanto, no se preocupan por la difícil situación de su propio pueblo en los países árabes. Están demasiado ocupados incitando a los palestinos contra Israel y Trump a no pensar en nada tan insignificante.

Khaled Abu Toameh, an award-winning journalist, is based in Jerusalem.

Khaled Abu Toameh, un periodista galardonado, tiene su base en Jerusalén.

  • Follow Khaled Abu Toameh on Twitter

 Apartheid  Árabe – Líbano

Líbano continúa restringiéndoles su derecho al trabajo, les prohíbe poseer propiedades y retiene servicios gubernamentales básicos como la atención médica y la educación. En la misma conferencia de prensa donde se expusieron estos datos, el primer ministro libanés Saad Al-Hariri argumento que los refugiados palestinos nunca se convertirán en ciudadanos del Líbano ni se les ofrecerá ninguna otra opción que los prive de su identidad palestina y del derecho a regresar a su patria (…)

https://www.enlacejudio.com/2017/12/25/onu-miente-refugiados-libano/

¿Por qué Jordania no quiere más palestinos?

Por Jaled Abu Toameh

No es ningún secreto que muchos países árabes desprecian a los palestinos y los someten a leyes segregacionistas y a estrictas medidas de seguridad que les privan de los derechos más básicos.

El maltrato a los palestinos por parte de sus hermanos árabes es una cuestión raramente mencionada en los principales medios de comunicación occidentales. La mayoría de los periodistas prefiere mirar para otro lado cuando la historia carece de alguna faceta antiisraelí.

Una noticia importa cuando es Israel el que detiene, mata o deporta.

En cambio, cuando países árabes como Jordania, Siria o el Líbano actúan contra los palestinos, los periodistas extranjeros prefieren enterrar la cabeza en la arena. Así ha sucedido en el caso de Jordania y su maltrato a la mayoría palestina del reino.

El dilema jordano es que si admite a más palestinos en el país, el reino, que ya tiene una mayoría palestina, se convertiría en un Estado palestino. Pero, al maltratarlos y privarlos de derechos básicos, Jordania y otros países árabes, los están echando en brazos de extremistas, sobre todo de grupos islamistas como los Hermanos Musulmanes y Hamás.

Está claro que los jordanos han preferido la segunda opción, que es mantener a tantos palestinos como sea posible fuera del reino. Por lo que respecta al rey Abdalá, es mejor tener a unos palestinos radicalizados fuera del país antes que dejarlos entrar, lo que le causaría más problemas.

Fuentes:

http://elmed.io/por-que-jordania-no-quiere-mas-palestinos/

http://aurora-israel.co.il/los-campos-de-refugiados-palestinos-son-como-nidos-de-terroristas/

https://elpais.com/elpais/2017/05/15/planeta_futuro/1494878021_892109.html

https://elpais.com/internacional/2017/03/30/actualidad/1490868402_178024.html

http://www.acnur.org/a-quien-ayuda/refugiados/la-proteccion-internacional-de-los-refugiados-estandares-seleccionados/

http://www.acnur.org/que-hace/respuesta-a-emergencias/sudan-del-sur/

http://www.acnur.org/a-quien-ayuda/refugiados/la-proteccion-internacional-de-los-refugiados-estandares-seleccionados/#Trabajo

 

 

U.S. To Allow More Centrifuges in Exchange for Iran-Backed Stability in Middle East / EE.UU. permitirá más centrífugas a cambio de que Irán estabilice el Medio Oriente

FeaturedImage_2015-02-03_113026_YouTube_Kerry_Zarif-678x326

Report: U.S. To Allow More Centrifuges in Exchange for Iran-Backed Stability in Middle East

The United States and Iran are moving closer to a deal that would allow Iran to keep as many as 6,500 centrifuges operating in return for Iran “guaranteeing regional stability,” according to a report today in The Jerusalem Post. The news, which cited European diplomats, was originally reported by Israel’s Army Radio.

According to EU officials, US Secretary of State John Kerry and his Iranian counterpart, Mohammad Javad Zarif, have discussed increasing the number of centrifuges which Iran would be permitted to keep. In exchange, the Iranians would undertake an obligation to bring their influence to bear in order to ensure quiet in Iraq, Afghanistan, and Syria.

European diplomats are quoted by Israeli officials as saying that the US in recent weeks has made significant concessions in its talks with Iran, so much so that it is willing to permit Tehran to operate 6,500 centrifuges while lifting sanctions that have hurt its economy this past decade.

The Europeans have told the Israelis that these concessions were offered in exchange for Iranian promises to maintain regional stability. According to Army Radio, the EU is opposed to the proposed linkage between the nuclear issue and other geopolitical matters. In fact, the Europeans suspect that Washington is operating behind Brussels’ back and that Kerry has not bothered to keep them in the loop in his talks with Zarif.

The Post notes that the administration denied a similar report over the weekend.

Research by the Institute for Science and International Security concluded that for a nuclear deal with Iran to be effective, Iran would have to dismantle over 15,000 centrifuges to bring their total to no more than 4,000. Iranian officials haverepeatedly insisted that they will not reduce their enrichment capacity.

A recent report in The Daily Beast suggested that the United States has given priority to Iranian military concerns in Iraq, leading to a strengthening of the Islamic State of Iraq and Syria (ISIS) and increased sectarian strife in that country.

In 2013 paper (.pdf), Olivier Meier of the Institute for Peace Research and Security Policy at the University of Hamburg wrote that while Europe initially was pleased with the Obama administration’s participation in the nuclear talks with Iran, “some EU states feared that the USA might shift the goalposts for a diplomatic solution.”

In Replacement Theory: The Administration’s Crazy New Middle East Illusion, which was published in the December 2014 issue of The Tower Magazine, David Daoud warned:

Many interpret America’s softening stance toward Iran as an attempt to make Tehran more amenable to a deal on its nuclear program. But the Obama administration’s new approach to Iran doesn’t end with the nuclear issue, and assuming it does is to miss the true danger of it all. This White House views the nuclear deal currently being negotiated as only a first step toward a general détente and broader cooperation between the two countries. The perception permeating the Situation Room is that filling the power vacuum created by recent Middle Eastern upheavals with Iranian forces—especially its Revolutionary Guard Corps (IRGC) and its proxy Hezbollah—will help stabilize the ungovernable spaces of the region in Iraq, Syria and beyond. Getting the nuclear deal out of the way is therefore essential to progress on positioning Tehran as “a force for stability” in the region, as the President has described it.

For the Islamic revolutionaries and clerical dictators running the country, this new approach is a welcome change from decades of American efforts to sideline Iran. But Tehran is receptive to Washington’s changes for entirely different reasons. Seizing on what it sees as American weakness under this administration, Tehran believes it can break free of the diplomatic and economic sanctions that have crippled its economy, and freeze Western efforts to stall its regional ambitions. A nuclear deal in Iran’s favor may be with in its grasp, Tehran believes. And they may not even need to make such an agreement, if simply by negotiating with the West they can resurrect their economy and stall any U.S. action against their takeover of Syria, Iraq, and Yemen, removing further obstacles to their regional hegemony.
And it is here, in Iran’s very different view of a possible rapprochement with the United States, that the real danger to regional and American interests lies. Contrary to the expectations of many U.S. policymakers, giving Iran free rein in the Middle East would not be a major diplomatic victory, but a strategic nightmare. Replacing the putative caliphate of the Islamic State with the brutal Imamate of the Islamic Republic, the IRGC, Hezbollah and the rest of Iran’s regional proxies, would be a strategic and moral catastrophe.

*       *       *       *       *

EE.UU. PIDE A IRÁN QUE ESTABILICE EL MEDIO ORIENTE

(Título original: EE.UU. permitirá más centrífugas a cambio
de que Irán estabilice el Medio Oriente,The Tower, 3 de febrero de 2015)

mapa

Estados Unidos e Irán se acercan más a un acuerdo donde se permitirá a Irán que mantenga hasta casi 6,500 centrífugas operantes a cambio de que “garantice la estabilidad regional,” según un informe en ‘The Jerusalem Post.’ Informantes oficiales de la Unión Europea dicen que se está pidiendo a Irán que ejerza su influencia para inducir la calma en Irak, Afganistán y Siria. [¿Es esto absurdo, o qué?]

La noticia citando a varios diplomáticos europeos fue reportada originalmente por la Radio del Ejército Israelí [y declara que EE.UU. está dispuesto a levantar las sanciones que han herido a la economía iraní durante la pasada década a cambio de que Irán tome control de los disturbios en el Medio Oriente. Pero la Radio del Ejército Israelí también declaró que la Unión Europea se opone al vínculo entre la inestabilidad regional y el programa nuclear iraní. La fecha de vencimiento para finalizar un acuerdo con Irán, dirigido por EE.UU., Reino Unido, Francia, Rusia, China y Alemania, es el 30 de junio.]

Una investigación realizada por el Instituto de Ciencia y Seguridad Internacional ha concluido que para que un acuerdo nuclear con Irán sea efectivo, Irán tendría que desmantelar sobre 15,000 centrífugas y así reducir su total a no más de 4,000 centrífugas. Pero oficiales iraníes han repetidamente insistido que nunca reducirán su capacidad de enriquecimiento de uranio.

Un informe publicado recientemente en ‘The Daily Beast’ sugiere que EE.UU. ha cedido prioridad a los intereses iraníes militares en Irak, lo que ha producido un fortalecimiento del Estado Islámico (o ISIS) y un aumento en la lucha sectaria de dicho país.

David Daoud, autor de un artículo publicado en la revista ‘The Tower’ en diciembre de 2014 titulado “Teoría de Reemplazo: La Alocada Ilusión de la Administración [Estadounidense] en el Nuevo Medio Oriente,” nos advierte de lo siguiente:

“Muchos interpretan que la posición más tenue de América hacia Irán es un esfuerzo por incentivar a que Teherán ceda en su programa nuclear. Pero la nueva táctica de la administración de Obama hacia Irán no sólo se limita al asunto nuclear. Si asumimos esa idea, no nos apercibimos del verdadero peligro en todo ello. Esta Presidencia estadounidense considera el acuerdo nuclear bajo negociación como el primer paso a un cambio abarcador y una más amplia cooperación entre ambas naciones.

“La percepción que permea la Casa Blanca es que si llenamos el vacío en poder ocasionado por los recientes disturbios en el Medio Oriente con fuerzas iraníes, especialmente con su Guardia Revolucionaria y la Hizbolá, se estabilizaría la región de Irak, Siria y más allá. Por lo tanto, el acuerdo nuclear es esencial para continuar estableciendo a Teherán como “una fuerza estabilizadora” en la región, según lo ha descrito el Presidente Obama.

“Pero Irán está receptivo a los cambios en Washington por razones totalmente distintas. Aprovechándose de lo que percibe como la debilidad americana de esta administración, Teherán cree que puede deshacerse de las sanciones diplomáticas y económicas que han estado devastando su economía y evadir los esfuerzos del Occidente por detener sus ambiciones regionales.

“Teherán cree que un acuerdo nuclear favorable está a su alcance. Y quizás ni siquiera tenga que hacer un acuerdo, porque la simple negociación con el Occidente resucitará su economía y le dará mano libre para tomar control de Siria, Irak y Yemen, removiendo más impedimentos para su hegemonía regional.

“Y es aquí… donde yace la verdadera amenaza para los intereses regionales y americanos. Contrario a las expectativas de muchos estrategas estadounidenses, el darle a Irán libre acceso al control del Medio Oriente no sería una victoria diplomática sino una pesadilla estratégica. Reemplazando el califato del Estado Islámico con el brutal emirato de la República Islámica, la Guardia Revolucionaria de Irán, la Hizbolá y el resto de los agentes regionales iraníes sería una catástrofe estratégica y moral.”

En un artículo relacionado, el Primer Ministro israelí Benjamín Netanyahu dijo esta semana: “Me parece curioso que, ante tal actividad terrorista de Irán, tanto aquí en la región como en todo el mundo, líderes mundiales no exigen que Irán detenga su actividad, sino que ellos se esmeran por forjar un acuerdo que capacitará a Irán de poseer armas nucleares, y ese es el mayor peligro de todos.”

Netanyahu advirtió: “Israel se opondrá a este acuerdo, que es peligroso para nosotros, peligroso para la región, peligroso para el mundo.” (…)

Fuentes:

Copia fiel de los link

http://www.thetower.org/1590-report-u-s-to-allow-more-centrifuges-in-exchange-for-iran-backed-stability-in-middle-east/

https://ritasibbick.com/2015/02/15/el-peligro-catastrofico-de-un-iran-nuclear-the-catastrophic-danger-of-a-nuclear-iran/